sábado, 30 de abril de 2011

El pueblo de Sant'Angelo Muxaro y los chicos de Val di Kam

Como bien sabéis, los lectores de este blog, de Val di Kam y del pueblo de Sant'Angelo Muxaro hemos hablado muchas veces, hemos publicado vídeos sobre esa realidad y seguimos muy de cerca todas las evoluciones que hacen. Recién enviamos un periodista de viajes allí, en el interior de Sicilia para que nos explique según él como se puede (si es que se puede) catalogar a nivel turístico el proyecto Val di Kam:

Qué es Val di Kam?
Según me informé antes de llegar, Val di Kam es un Albergue difuso. Lo de albergue, porqué ofrece habitaciones para dormir, y lo de difuso, porque esas habitaciones, en realidad son casas esparcidas por el pequeño y encantador pueblo de Sant’Angelo Muxaro. Lo cierto es que, a mi entender, y después de los tres días en que estuve allí, Val di Kam es mucho más que esto.
Val di Kam es turismo positivo, porque es una apuesta para sustentar población en un pueblo donde los jóvenes rara vez regresan después de completar sus estudios. A la vez es turismo de autor, porqué representa una muy buena opción para aquellos viajeros que quieren sumergirse en el paisaje rural de Sicilia y interactuar con él.
Lejos del turismo de masas, que acostumbra a arrasar todo lo que encuentra, Val di Kam es una simbiosis entre el turista y el territorio. Por un lado, crea trabajo y aporta cierto mercado a los productores locales y, por otro, representa una oferta original para el turista. O es que a uno le ofrecen a menudo ir a cenar en una casa particular?




Qué hacer en Sant’Angelo Muxaro?
Sant‘Angelo Muxaro es un pueblo, digamos, con ritmo propio. Sin duda, uno de sus principales atractivos es dejarse envolver por ese ritmo lento. La clave para disfrutar de la estancia es no pretender que nada pase, sino sentarse en un bar de la plaza, observar, y dejarse llevar. Seguramente que al poco rato algún abuelo vendrá a darte conversación, interesarse por tu vida, y explicarte la suya. Aquí el que menos ha vivido en Bruselas, Chicago o Londres. Algunos volvieron por fuerza mayor, otros con determinación. Algunos, principalmente los jóvenes, sueñan con irse, mientras que otros no cambiarían este pueblo por nada del mundo. Y es que por toda Sicilia se respira este doble sentimiento: por un lado un enorme apego a la tierra y, por otro, unas ganas irresistibles de escapar de ella.
Y este ritmo lento es el principal atractivo de Sant’Angelo Muxaro, pero hay otros. Recomendamos visitar el horno de María, un horno de leña, donde se pueden degustar unos deliciosos panes de trigo duro con orégano, aceite y sal, o sus típicas pastas de almendras y miel.


También es muy recomendable el paseo circular alrededor del pueblo. Éste paseo, de alrededor de 3 km, se puede hacer en poco más de una hora y media y, además de ofrecer paisajes espléndidos, permite visitar restos arqueológicos de los Sicani (los primeros habitantes de estas tierras). Destaca la tumba del Príncipe, según algunos, el sitio donde se enterró el mismísimo rey Minos de Creta, que vino a estas tierras persiguiendo a Dédalo. En el mismo paseo también se puede visitar la cueva Clavuli, una muestra de los centenares de cuevas esparcidas por la zona y que suponen un pequeño paraíso para los amantes de la espeleología.
ORGANIZA TU VIAJE DE AUTOR POR SICILIA CON TRINAKRIA TOURS ➜

miércoles, 27 de abril de 2011

Visitar el Etna con Carmelo

Articulo escrito por Vicenç Planas

Carmelo, pasión volcánica
Hace unos días, y gracias a la magnífica hoja de ruta a través de Sicilia que me propuso Boris, tuve la suerte de conocer a Carmelo. Carmelo, aparte de ser un gran tipo, es un apasionado del Etna, un geólogo, y un guía naturalístico. Es decir, Carmelo tiene la suerte de trabajar en lo que le apasiona: hacer visitas guiadas al Etna.
Yo soy una persona que acostumbra a viajar por libre y, aunque me gusta documentarme sobre lo que visito, raramente acudo al servicio de guías. En este caso, acudir a Carmelo fue una gran decisión, y es que sus conocimientos sobre el Etna son abrumadores y sabe transmitirlos con una pasión que, por desgracia, uno se encuentra en menos ocasiones de las que desearía.

Yo - Vicenç

Durante las ocho horas que duró nuestra excursión Carmelo no solo me habló de geología, sino también de mitología, botánica, fauna, historia, y de tantas otras cosas. Descubrí que la geología tiene muchísimo más juego del que puede imaginar un neófito en la materia como yo, y que en esta vida todo cambia, incluso las montañas. Y es que en el Etna uno puede ver aparecer y desaparecer montañas a lo largo de su vida!.
Al final de la excursión me llevó a lo que él llama su oficina: una especie de circo que le corta la respiración a uno si es que todavía no se la ha cortado el paisaje previo. Allí fue donde comimos, y donde Carmelo me habló de…taoísmo, si si, taoísmo!. Creo que fue la primera vez en mi vida en que más o menos entendí y me identifiqué con uno de los pilares del taoísmo: vivir en armonía con la naturaleza. Y es que este sentimiento es casi inevitable ante un escenario como el Etna y las explicaciones de Carmelo.

Carmelo - ETNATAO
Gracias por todo Carmelo, y hasta pronto!