miércoles, 7 de noviembre de 2012

NUESTRO VIAJE A SICILIA DE AGOSTO


Somos Olga y Dani, tuvimos la magnífica oportunidad de viajar y conocer una espléndida y majestuosa Sicilia en agosto de 2012.
Gracias a Boris y sus consejos montamos nuestro viaje a nuestro aire durante 10 días.
Nos alojamos en tres alojamientos estupendos, y el trato que recibimos por parte de los dueños de cada alojamiento fue extraordinario.
Nuestro viaje empezó con nuestra llegada a Catania, donde recogimos el coche que teníamos alquilado y nos dirigimos a nuestro primer lugar de alojamiento, la maravillosa ciudad de Ragusa Ibla.

Ragusa Ibla es una ciudad que despierta un gran interés histórico, llena de callejuelas, casas antiguas y palacios barrocos. Pudimos visitar la Piazza del Duomo y la Catedral de San Giorgio entre otros monumentos. Tiene una gran oferta en restauración.
Al día siguiente a nuestra llegada fuimos a Siracusa y Ortigia. Primero nos dedicamos a pasear por el laberinto de callejones y piazzas de Ortigia, donde tuvimos la oportunidad de admirar la Piazza del Duomo y numerosos palazzos barrocos y una fuente legendaria en la Piazza Archimede.
 Piazza Archimede, Siracusa

Después nos adentramos en Siracusa, donde pudimos disfrutar del Parco Archeologico della Neapolis, que consta de las mejores ruinas clásicas de Siracusa, el anfiteatro romano, Ara di Ierone II, la latomimia del Paradiso, antigua cantera de caliza con cuevas, la gruta Orecchio di Dionisio y el teatro griego. 
Teatro griego, Siracusa
 Al día siguiente realizamos una ruta por las ciudades barrocas del sur de la isla, empezamos en Modica donde pudimos saborear su exquisito chocolate negro y su arquitectura, seguimos hasta Scicli y Cava D’Ispica (repleta de tumbas prehistóricas) y terminamos en Noto con un centro histórico espectacular y paseamos por su arteria principal Corso Vittorio Emanuele.
Al día siguiente pusimos rumbo a nuestro segundo alojamiento en el noroeste de la isla. Durante nuestro viaje hicimos parada en Caltagirone, una espectacular ciudad repleta de cerámica y la magnífica Scalinata di Santa Maria del Monte, de azulejos que cuenta con 142 peldaños. Luego proseguimos hasta Piazza Armerina donde almorzamos y por la tarde visitamos Villa Romana del Casale que cuenta con una villa de recreo decorada con unos mosaicos romanos espectaculares y los mejor conservados.
Mosaico de las muchachas en bikini en Villa del Casale
Después proseguimos nuestro viaje por autopista hasta llegar a nuestro segundo alojamiento en Buseto Palizzolo.
Al día siguiente visitamos Segesta, que cuenta con unos yacimientos espléndidos, un teatro situado sobre una montaña y un templo dórico muy bien conservado.
Teatro griego, Segesta
Templo, Segesta
 Por la tarde seguimos hasta Erice, una población medieval que cuenta con numerosos callejuelas, un castillo y numerosas iglesias. Comimos en un restaurante donde pudimos saborear el delicioso cous-cous de Trapani. Erice cuenta con unas magníficas vistas por un lado sobre Trapani y por el otro sobre el valle.
Panorama desde Erice
Erice
 Por la tarde seguimos hasta Trapani, donde pudimos admirar las salinas de sal rosa y los molinos.
Continuamos hasta Mozia que es una pequeña isla donde pudimos observar el yacimiento fenicio des de una ruta en barco.
Por la noche cenamos en Castellammare del Golfo, un encantador pueblo pesquero.
Al día siguiente nos dirigimos a Selinunte para descubrir unas impresionantes ruinas griegas, el yacimiento arqueológico cuenta con una acrópolis, una ciudad antigua, los templos del este y el santuario de Malóforo.
Selinunte
Selinunte
Después seguimos hasta Agrigento donde pudimos visitar el Valle de los Templos, donde se alza el magnífico Templo de la Concordia junto con otros templos.
Agrigento
Agrigento
 Después nos dirigimos hasta La Scala dei Turchi, es una roca de color blanca, con forma de gigantesca escalera, que desciende hacia el mar a unos 15 Km de Agrigento.
Scala dei Turchi
Al día siguiente, salimos de viaje en dirección a nuestro tercer y último lugar de alojamiento en Ragalna.
Durante el viaje visitamos Caccamo que posee un castillo normando y visitamos una casa con una antigua cocina siciliana y seguimos hasta Cefalù que combina lo turístico con lo playero.
Castillo, Caccamo
Caccamo
 Pudimos visitar la piazza del Duomo y su catedral y comimos en uno de los restaurantes ubicados en dicha piazza. Cefalù cuenta con un refugio denominado la Rocca que tiene unas magníficas vistas. La catedral de Cefalú con su impresionante mosaico bizantino el Cristo Pantocrator, en el ábside central.
El Duomo de Cefalù, interior
Por la tarde nos dirigimos a nuestro alojamiento en Ragalna, en la terraza del Etna.
Al día siguiente teníamos concertada una excursión con guía al Etna. Dejamos el coche en el Refugio Sapienza. Fue impresionante, subimos hasta unos 2700m y pudimos observar el Valle del Bove, los diferentes cráteres y algunas grutas.
Cráteres del Etna
Valle del Bove, Etna
Paisaje espectacular de los cráteres no activos
Una gruta, Etna
 Por la tarde noche pusimos rumbo hacia la Riviera dei Ciclopi que consta de un atractivo tramo de costa. En esta riviera se pueden observar unas rocas negras que emergen del agua y que son masas de lava solidificada.
Riviera dei ciclopi
Al día siguiente hicimos un tour por la ladera occidental del Etna visitando varios pueblos, entre los cuales se encuentra Bronte, famoso por sus pistachos, de camino a Randazzo pudimos maravillarnos con las numerosas formaciones de coladas basálticas que rodean el rio.
Río Alcantara
Seguimos hasta Taormina incrustada en una ladera montañosa y callejeamos por sus espectaculares calles. Esta ciudad conserva iglesias medievales, un espectacular teatro griego y vistas al golfo de Naxos y Monte Etna. 
Taormina
Teatro Taormina
Panorama de la costa desde Taormina
Panorama de la costa desde Taormina
 Comimos en un restaurante de Taormina y por la tarde llegamos a Catania donde se puede recorrer el centro con arquitectura barroca y llegar hasta un estridente mercado de pescado, nosotros solo vimos como lo recogían, llegamos tarde.
La Fontana dell’Elefante, símbolo de la ciudad de Catania que preside la Piazza del duomo.
 Aquí finaliza nuestro viaje por Sicilia. Queremos destacar la amabilidad en general de los Sicilianos, nos sorprendió bastante la peculiar forma que tienen de conducir, la comida Siciliana es extraordinaria.
Des de aquí queremos animaros a visitar y conocer Sicilia, os sorprenderá gratamente y os encantará. Nosotros tuvimos 10 días para conocerla y realizamos unos 2500 Km aunque creo que para recorrerla con más tranquilidad se necesitan unos 15 días.
Muchas gracias!

OLGA Y DANIEL (Olot, Girona)

ORGANIZA TU RUTA POR SICILIA ➜



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada